20.9.12

Una familia singular

Había una vez un grupo de familias pingüinos que vivía en el zoo.....

Cada año, por la misma época, las chicas pingüino empezaban a coquetear con los chicos pingüino. Cuando una pingüino encuentra un pingüino que le gusta, se aparean.

Pero había una pareja algo.......fuera de lo normal. Rory y Sam. Eran dos pingüinos chico y todo lo hacia juntos. Caminaban juntos, cantaban canciones, nadaban juntos, se abrazaban con el cuello. Donde iba uno, iba el otro. 

Rory y Sam se dieron cuenta que como las otras parejas hacían su nido. Así que ellos dos también se fabricaron un nido con piedras. Cada noche, Rory y Sam dormían en el nido, como los demás.

Pero un día.....Un día se dieron cuenta que los otros pingüinos hacían una cosa que ellos no podían. 

La mama pingüino pone huevos. Entonces, ella y el papa hacen turnos para mantener el huevo caliente mientras lo incuban. Después, nace un bebe pingüino.

Pero Rory y Sam no tenían ningún huevo para calentar, ningún pollito para alimentar, abrazar ni amar....

Un día, Rory encontró una cosa que se parecía a un huevo, y lo llevó a su nido y Sam se sentó encima suyo con mucho mucho mucho cuidado....Y esperaron, esperaron, esperaron....Pero no pasó nada. Sam y Rory pensaron que quizá ellos no eran buenos para tener un bebé....

Pero una mañana, descubrieron que había un huevo en su nido. ¿Quién lo habría puesto allí? 

Rory y Sam ya sabían que debian hacer. Pusieron el huevo en mitad del nido y lo iban moviendo para que estuviera siempre calentito. Unos días lo incubaba Sam. Otros, Rory. Se sentaron cada día del mes....hasta que....

Hasta que un día oyeron un ruidito que venia de dentro del huevo. "Toc,toc,toc,toc" se oía. Rory y Sam aplaudieron con las aletas. "Toc,toc", respondía el huevo.

De repente, se comenzó a abrir un agujero, que se hizo más y más grande....Y salió un pollito pingüino.  SU pollito pingüino. Tenia las plumas enredadas y un pico negro, ojos muy pequeñitos.....Pero era una monada. 

Ahora, Rory y Sam eran padres y, pese a ser una familia bastante inusual, era una familia feliz.


1 comentario:

  1. ¡¡POR DIOS!! QUE MONADA. SOBRE TODO CUANDO APLAUDEN CON LAS ALETAS. ASDFGHJJK

    ResponderEliminar

Muchas gracias por tomarte el tiempo de comentar. Un blog se alimenta de tus comentarios. Y todos los comentarios son una gran alegría para mí ^^